jueves, 25 de febrero de 2021

Mantenimiento

Hemos estado realizando tareas de mantenimiento en nuestro blog y hemos logrado algo que hace tan solo una semana nos parecía imposible: recuperar las aplicaciones que a lo largo de los últimos años habíamos elaborado para apoyar las propuestas de La Biblioteca de Amelia y que con el apagón flash habían quedado inutilizadas. Para ello hemos utilizado el emulador Ruffle, ofrecido por Internet Archiveun servicio web que merece todo nuestro reconocimiento.

Tenéis dos maneras de acceder a las aplicaciones. La primera es desde las entradas del blog dedicadas a los recursos. Basta con que pulséis sobre la imagen del juego o sobre el enlace "emulador flash" para abrir en una nueva ventana la página de la aplicación. La otra es desde el listado de materiales de la sección de descargas (cinta superior del blog, justo debajo de la cabecera), donde también hemos habilitado enlaces al emulador flash.Una vez en la página de la aplicación tendréis que presionar el botón de encendido/apagado que aparece superpuesto a la imagen del juego.

Es cierto que los recursos ya no aparecen insertados en el blog y que la carga es considerablemente más lenta; pero como contrapartida, el emulador ofrece la posibilidad de visualizar el juego a pantalla completa sin salir del navegador y permite su ejecución en cualquier tipo de dispositivo.

Aprovechando el recorrido por el historial de entradas hemos generado también enlaces a algunos álbumes de fotos que con el paso del tiempo y la caducidad de algunos servicios resultaban inaccesibles.

Os recomendamos un paseo completo por el blog para disfrutar de las reformas; pero como sabemos que muchos siempre andáis con prisas, os ofrecemos, como anticipo de la excursión, la posibilidad de acceder a una pequeña parte de los recursos que hemos recuperado, pulsando sobre las imágenes.


2 comentarios:

JOSE LUIS dijo...

Mis 2 webs (sin publicidad) pueden interesarle: plantararboles.blogspot.com, un manual para reforestar, casi sobre la marcha, sembrando semillas de árboles autóctonos en zonas deforestadas, baldías, más o menos cercanas al lugar de su recolección y yofrenoelcambioclimatico.blogspot.com (MENOS es MEJOR). Salud, José Luis.

Charo dijo...

¡Cuántos recuerdos!¡Qué bien que se hayan podido recuperar esos grandes y maravillosos trabajos! Imagino que no habrá sido fácil, pero ha merecido la pena. Gracias